Dudas sobre el permiso de paternidad en las empresas

Permiso de paternidad y las principales dudas en las empresas

Todo el mundo sabe que, cuando una mujer trabajadora da a luz, tiene derecho a cogerse la baja por maternidad. Pero ¿qué ocurre con el permiso de paternidad hoy en día?

Con la entrada en vigor del Real Decreto-Ley 6/2019, a partir de enero de 2021 se produjo la completa consolidación de las 16 semanas de permiso de paternidad y de maternidad: ahora, estos son iguales e intransferibles entre los progenitores y, en los casos de nacimiento, pasan a considerarse causas de suspensión por “parto” y “cuidado de menor”.

La ley se ha adaptado a los nuevos modelos de familia que, tradicionalmente, consistían en un matrimonio constituido por un hombre y una mujer. Así, se tienen en cuenta los casos de una madre o un padre soltero o parejas del mismo sexo, de forma que todas las situaciones se tratan de forma igualitaria ante la ley.

Al igual que ocurre con el permiso para la madre biológica, el “permiso por paternidad” consiste en el derecho a la suspensión del contrato de trabajo con reserva del puesto, por el cual las primeras 6 semanas después del parto las deberá disfrutar el/la trabajador/a obligatoriamente; para la madre biológica, este está pensado para su recuperación tras el parto, mientras que, para el otro progenitor, constituye un deber civil de colaboración familiar. Este descanso sólo podrá disfrutarse a jornada completa.

Las 10 semanas restantes del permiso de paternidad se podrán disfrutar de esta manera:

  • Voluntaria: al contrario de lo que sucede con las primeras 6 semanas, la persona trabajadora podrá reincorporarse al trabajo si lo desea.
  • En períodos semanales, de forma acumulada o con interrupciones entre ellas.
  • A jornada completa o a tiempo parcial, previo acuerdo entre la empresa y la persona trabajadora.
  • Con un preaviso mínimo de 15 días a la empresa por cada período semanal de disfrute, o el establecido en el convenio colectivo de aplicación a la relación laboral.
  • Desde el fin de las 6 primeras semanas obligatorias y hasta que el cumplimiento de los 12 meses de edad del menor.

¿Qué ocurre en el caso de que los progenitores trabajen en la misma empresa?

La ley permite al empresario limitar el disfrute simultáneo de los permisos de maternidad y paternidad de ambos, siempre que lo haga por escrito y de forma motivada, es decir, expresando las razones objetivas por las que la ausencia de los dos a la vez pueda suponer un perjuicio empresarial.

¿Existe alguna especialidad?

  • En casos de parto prematuro, y en aquellos en los que el bebé debiera ser hospitalizado al nacer: las 10 semanas de descanso no obligatorio no contarán como permiso de maternidad o paternidad hasta la fecha del alta hospitalaria.
  • En casos de parto prematuro con falta de peso, y en aquellos en los que el bebé tuviera que ser directamente hospitalizado por más de 7 días, por alguna condición clínica: el permiso por paternidad o maternidad se ampliará a los días de hospitalización, con un límite máximo de 13 semanas.
  • En casos de discapacidad del bebé: el permiso de paternidad tendrá una semana adicional de disfrute.
  • En casos de parto múltiple: el permiso de paternidad aumentará en una semana adicional por cada bebé, a partir del segundo.
  • En los casos de fallecimiento del nacido: el permiso de paternidad no se extinguirá, teniendo los trabajadores la obligación de ver suspendida su relación laboral durante las 6 semanas posteriores al parto, pudiendo, no obstante, elegir solicitar su reincorporación al trabajo terminadas aquellas.

¿Qué ocurre con los casos de adopción, guarda legal o acogimiento de menor?

Tendrán derecho ambas personas trabajadoras a un permiso de 16 semanas, en las mismas condiciones que para los casos de nacimiento, es decir:

  • 6 semanas obligatorias de descanso, a tiempo completo, inmediatamente después de la resolución judicial de adopción o administrativa de guarda o acogimiento del menor,
  • y otras 10 semanas a disfrutar en el plazo de los 12 meses siguientes a dicha resolución.

En los casos de adopción internacional en los que sea necesario desplazarse al país de origen del menor, los permisos de maternidad y paternidad podrán adelantarse hasta 4 semanas antes de la resolución judicial de adopción.

A tener en cuenta…

Durante su ausencia por el disfrute del permiso de paternidad, el trabajador tendrá derecho a las mejoras que se produzcan en las condiciones de trabajo, que pudieran corresponderle.

En cuanto a Seguridad Social, las prestaciones por permiso de paternidad serán gestionadas directamente por el Instituto Nacional de la Seguridad Social, no rigiendo el pago delegado de la empresa.

Eso sí: esta seguirá estando obligada a cotizar por dicho trabajador durante el permiso por paternidad, solamente en lo que a la aportación empresarial se refiere, salvo que contrate a una persona inscrita como demandante de empleo con un contrato de interinidad, para sustituir al mismo, caso en que la empresa tendrá derecho a bonificaciones del 100% de la cuota empresarial por contingencias profesionales y conceptos de recaudación conjunta, tanto para el trabajador de baja como para el interino.

Nuestros abogados laboralistas pueden resolver todas sus dudas en esta y otras materias. Puede contactar con ellos aquí.

Elena Espí

Abogada en el Área laboral

Añadir nuevo comentario